Productividad Vs. la falsa sensación de una agenda ocupada

¿Cuántas veces hemos escuchado el "estoy ocupadísima", "tengo la agenda llena", "no tengo tiempo"?


Seguramente varias veces, incluso lo hemos escuchado de nosotros mismos y hemos "jugado a engañar a nuestro cerebro" a que somos los más productivos por tener todo el día lleno de actividades y pensar que está perfectamente planeado y así, no tener un sólo momento del día perdido.


Cuando en realidad, nos estamos engañando con esa falsa sensación de tener una agenda ocupada pensando que somos productivos. Es tan fácil confundir un día productivo con un día ocupado y está íntimamente relacionado con la motivación de nuestro cerebro por completar no sólo tareas, sino espacios en blanco.


La próxima vez que estés tentado a colocar un pendiente o actividad en tu agenda, hazte responsable del tiempo que le destinas, enfoca tu esfuerzo y tiempo en realizarlo obteniendo un resultado ya sea cualitativo o cuantitativo, y que éste se mantenga alejado de ser sólo un día ocupado sino un día productivo



8 vistas

Síguenos en...

  • Instagram
Envíanos un mensaje